Alergia por contacto de los perros y gatos

La dermatitis (inflamación de la piel) por contacto es una alergia poco frecuente en el perro y el gato causada por multitud de sustancias que en circunstancias normales son inocuas para nuestros animales: plantas, colorantes, pinturas, fibras sintéticas, agua clorada, medicamentos, champús, plásticos, metales, etc. Necesita un periodo de inducción que rara vez es inferior a los seis meses siendo en la mayoría de los casos mayor de dos años. 

MascotasLa dermatitis (inflamación de la piel) por contacto es una alergia poco frecuente en el perro y el gato causada por multitud de sustancias que en circunstancias normales son inocuas para nuestros animales: plantas, colorantes, pinturas, fibras sintéticas, agua clorada, medicamentos, champús, plásticos, metales, etc. Necesita un periodo de inducción que rara vez es inferior a los seis meses siendo en la mayoría de los casos mayor de dos años.

 

Son provocadas por haptenos (proteínas de bajo peso molecular) que penetran en la piel, o bien pueden tener un origen irritante.

 

SÍNTOMAS 

Aparece picor de intensidad variable siendo estacional o continuo según la sustancia implicada.

El patrón de distribución también depende de las zonas de contacto pero por lo general suelen verse afectadas las zonas con poco pelo: abdomen, cola, tórax, cuello, puntas de las orejas, labios, nariz y escroto.

 

Las lesiones primarias son enrojecimiento de la piel, pápulas (pequeñas erupciones sólidas) siendo rara la formación de vesículas y pústulas (ampollas con pus).

Las lesiones secundarias incluyen alopecia autoinducida, hiper e hipopigmentación, erosiones y liquenificación (engrosamiento de la piel).

  

DIAGNÓSTICO

  

El área afectada sugiere la naturaleza de la sustancia: cara, cuello (collares desparasitantes), hocico (cama, plantas), abdomen (productos para suelos).

 

Se confirma mediante pruebas de eliminación y provocación, es decir, exponemos al animal a la sustancia sospechosa 7 días después de no haber estado en contacto con ella y observamos si existe reaparición de los síntomas.

 

TRATAMIENTO

  

Se basa en evitar el contacto con las sustancias causantes de la dermatitis.

Al principio del tratamiento o si no es posible evitar el contacto nos podemos ayudar con corticoides (consulte su veterinario).

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies